Bogotá vs Buenos Aires – CABA, una visión de diez años

Cuando dejé colombia el 3 de noviembre de 2009 nunca imaginé que iba a cumplir 10 años en argentina. En esta publicación voy a contar un poco sobre las cosas que me pasaron y he experimentado después de estar tanto tiempo fuera del país.

El contenido de esta publicación puede contener palabras o términos soeces utilizados en las culturas de colombia y argentina, se recomienda discreción.

La visión del artículo es bastante limitada frente a todo lo que me gustaría hablar u opinar sobre cada tema, es una visión general a partir de experiencias que no debe ser tomada como “la verdad” sino como un punto de vista.

Entiéndase por Buenos Aires que hago referencia a CABA específicamente.

Contenidos de esta publicación, comparativo Bogotá – Buenos Aires (Capital Federal).

  1. Bogotá y Buenos Aires (Capital Federal), inseguridad, sensación o realidad.
  2. Transmilenio vs Subte de Buenos Aires, infraestructura y cultura
  3. Gastronomía, dos mundos diferentes
  4. El trato entre la gente, amigos, familia
  5. En educación, acerca de las universidades públicas
  6. En el amor y relaciones, las bogotanas vs las porteñas
  7. Comentarios finales

Bogotá y Buenos Aires (Capital Federal), inseguridad, sensación o realidad.

Robo en SITP Bogotá
Robo en SITP Bogotá

En diez años solamente regresé a colombia de vacaciones en dos ocasiones, en el 2014 y en el 2019. El haber dejado la ciudad tanto tiempo me generó un cambio más profundo que las personas que viajan cada año o incluso dos o más veces al año.

Al volver en esas dos ocasiones, de todas las cosas que más he sentido en bogotá, es un aumento en la inseguridad, o tal vez, mi propia sensación de inseguridad al volver a la ciudad.

Debo destacar especialmente que al vivir en buenos aires, puntualmente en capital federal, hay una actividad turística mucho mayor y la ciudad en sí tiene una vida nocturna mucho más activa y en más zonas que en bogotá. Me parece que en nuestra ciudad todo el mundo cierra, apaga, baja la persiana y desaparece después de las 20:00hs, los comercios cerrados, las luces apagadas, poca iluminación en algunas calles o muy poca gente, digamos que la zona T hasta las 23:00 hs es más o menos activa entre semana pero después de eso todo comienza a quedarse “solo”.

Robo en Consittución, Capital Federal.
Robo en Consitución, Capital Federal.

En buenos aires por otro lado caminar por Av.Corrientes o Av. Santa Fe, barrios como San Telmo, Palermo, Recoleta entre otros siempre tienen personas afuera, restaurantes que cierran a muy altas horas de la noche/madrugada, gente caminando, en bicicleta, con mascotas, hay una vida nocturna que no encuentro de la misma forma en bogotá o tal vez no en los sectores que suelo recorrer, mucho menos a esas horas.

En estos diez años, saliendo con cierta frecuencia de restaurantes, bares, cines o teatros a la madrugada, usando el transporte público y viajando por diferentes zonas de la ciudad ¡no me han robado absolutamente nada! un par de veces intentaron meterme la mano al bolsillo pero no lograron nada, por otra parte en bogotá me robaron constantemente y bajo múltiples modalidades.  Por ahora mi record es 0 veces robado en buenos aires, en cambio, unas 10 o 15 en bogotá en las cuales hubo desde raponazos simples a atracos con puñal sin contar con las múltiples experiencias de familiares y conocidos a los que robaban constantemente.

Debo aclarar que sí he visto robos en Buenos Aires pero al menos a mí nunca me pasó nada y eso ya me suma bastante.

Tanto buenos aires como bogotá tienen sus zonas picantes, por ejemplo, en zonas calientes de bogotá  viví, estudié y “anduve” por:

  • Las cruces
  • El tunal
  • Usme / Santa Librada
  • Meissen
  • Danubio Azul y La Fiscala
  • Kennedy, casi todo. Patio Bonito, Tintal, Timiza y Bosa (donde la gente goza)
  • Suba una parte.

Por buenos aires algo más de lo mismo, viví, anduve y estuve por:

  • Florencio Varela
  • Quilmes
  • Avellaneda
  • Lomas de Zamora
  • Once (a la madrugada) se pueden ver las prostitutas, trabas, drogas, chorros “ladrones”, de todo casi al mismo tiempo.
  • Liniers
  • Morón (¡al lado de la estación de trenes!)
  • Munro
  • Villa Adelina
  • Boulogne
  • Tigre (no la parte turística)
  • Constitución (toda la parte de la estación y más para abajo) –  Retiro

Entonces nace la pregunta ¿es más seguro buenos aires o bogotá? Y yo creo que es casi lo mismo, dependerá de qué zonas elija uno para andar y en qué horarios. Siempre hay que tener cuidado en todas partes, la seguridad es algo que también es muy subjetivo, yo creo que mi sensación de inseguridad con bogotá parte del hecho de estar alejado de la ciudad por tanto tiempo.

Lo que sí puedo destacar nuevamente es lo bonito de algunas zonas en altas horas de la noche en buenos aires, al ser tan turístico siempre hay más vida nocturna y por consiguiente uno se siente menos inseguro.

Es muy probable que una de las variables más importantes a tener en cuenta frente al hecho de que me hayan robado tantas veces en bogotá (y haya visto atracos o escuchado de amigos que han atracado) es la edad. Muchos de esos robos ocurrieron de más joven, seguramente los ladrones tenían una visión de una persona más vulnerable y “fácil” para atacar, ahora bien, en buenos aires ya tenía 22 años con lo cual el porte de la adultez seguramente disuade a algunos criminales de actuar.

Nota adicional:

Después de visitar Brasil, conocí La Rocinha una de las favelas más peligrosas en Rio de Janerio. Conociendo esa realidad entiendo que hay ciudades con zonas más complicadas que bogotá o buenos aires, aún continúo explorando brasil y aprendiendo portugués para poder comparar mejor.

En la entrada de La Rocinha, Brasil, una de las favelas más peligrosas en Río de Janerio.
En la entrada de La Rocinha, Brasil, una de las favelas más peligrosas en Río de Janerio.

Transmilenio vs Subte de Buenos Aires, infraestructura y cultura

Fuente: Semana.com
Fuente: Semana.com

La movilidad es un aspecto crítico, los trancones de bogotá me enferman  y los tuve que soportar durante muchos años, sobre todo si se vive en un extremo de la ciudad y se trabaja en otro, siendo Transmilenio la opción más “rápida” o a veces la única.

En buenos aires el Subte es una solución muy eficiente para la movilidad, tiene sus altos y bajos (como cualquier servicio) pero se puede contar con una gran disponibilidad del mismo y abarcar trayectos largos en poco tiempo. Aunque en buenos aires la gente se queja de los cortes, se ve que nunca han vivido el “trancón bogotano”. Además se incorporó el sistema de bicicletas gratuitas en la ciudad de buenos aires como una alternativa saludable y fácil de acceder, por otra parte en bogotá solo puedo leer sobre los robos de bicicletas y algunas de las victimas fatales por robos de las mismas.

Los buses de transmilenio están terriblemente sucios, son atacados constantemente por hordas de vendedores ambulantes y no de los amables, no significa que no hay vendedores en el Subte pero realmente no parecen ser tantos como en Transmilenio, más me llamó la atención fue ver colombianos con las camisetas del nacional o millonarios pidiendo plata en las calles o en el Subte de buenos aires.

Una característica aún más importante es la cultura y el respeto. Antes de abordar el subte las personas, culturalmente, esperan  a que los demás bajen. Hay campañas del gobierno de la ciudad destinadas a cartelería y anuncios de todo tipo que resfuerzan el “dejar salir primero antes de entrar”, al parecer esta estrategia funciona pues la mayoría de la gente, salvo contadas excepciones, permite que salgan los pasajeros antes de ingresar.

Por otro lado al intentar viajar en Transmilenio en bogotá experimenté algo mucho peor que diez años atrás, gente más grosera que se abulta en las puertas de los articulados para pasar por encima de sus congéneres, no permiten nisiquiera que las personas salgan y generan un conflicto, una pelea y atascamiento innecesarios.

Es cierto que comparar Transmilenio con el Subte es comparar Peras con Manzanas, pero la cultura es distinta, incluso en la hora pico cuando todos saben que los vagones del subterráneo vendrán llenos, el esperar a que la gente salga continúa respetándose. Puede que haya un factor del servicio, pero claramente hay un factor cultural que impacta sobre esto.

Cuando los pasajes de subte se pagaban con pequeños “boletos de cartón” hasta hace unos años, los usuarios del servicio dejaban su boleto al costado de los molinetes para ingresar al sistema, como “pagando su pasaje” cuando la máquina no estaba funcionando, en bogotá por el contrario cada vez veo más colados en el sistema, noticias en los medios de comunicación de colombia sobre “cómo ha empeorado el problema de los colados”, gente que muere colándose, peleas o riñas, intentos de colocar puertas más seguras y otro montón de lios que se podrían solucionar en parte desde la parte cultural y otra desde la infraestructura, aquí siempre me acuerdo de las campañas cívicas de Mockus y realmente lo mucho que le aportaron a la ciudad en su momento (solo voy a destacar eso de Mockus porque me gustaron sus campañas ciudadanas y ninguna otra cosa más porque de política no sé nada).

Mi sensación no es que el Transmilenio sea tan malo, tiene sus problemas, es cierto, pero los bogotanos empeoran esa experiencia con sus actitudes. Estamos condenados por una falta de identidad ciudadana, de respeto y de darnos cuenta que todos necesitamos viajar y organizados vamos a funcionar mejor, ojalá esto podamos cambiarlo algún día como sociedad.

Los taxis eran otra historia también, en buenos aires en 10 años únicamente 1 taxista se negó a llevarme al destino, en bogotá en un solo día 5 taxistas rechazaron llevarme a un trayecto menor a 25 minutos de distancia.

Gastronomía, dos mundos diferentes

Asado Argentino, estuvo brutal. En Tres Lomas, Buenos Aires.
Asado Argentino, estuvo brutal. En Tres Lomas, Buenos Aires.

El tema de la comida es complicado, la gastronomía colombiana tiene ganado mucho terreno conmigo porque estoy acostumbrado, una arepita con quesito o rellena, el ajiaco o la bandeja paisa, una mojarra frita, el tamal o un juguito natural, eso ya lo tengo incorporado y sí, lo extraño.

En argentina el asado es el rey de las comidas, y es que la carne argentina “no hay con que darle” es excepcionalmente deliciosa, los cortes, la textura y sabor son únicos, aunque mucho va de la mano del asador. Las milanesas de pollo o “supremas” o las milanesas de carne con fritas son todo un clásico para deleitarse.

El café en colombia es riquísimo pero el mate amargo no se queda atrás, al menos a mi me gusta bastante, para otra gente es intomable. El café en argentina no suele ser muy bueno, de hecho lo encuentro a veces algo un tanto desabrido o muy ácido, al parecer algunas empresas de café lo traen de brasil y el grano tiene mucha acidez, no soy experto pero el café con leche o el tinto (café, no vino) que tomo en mi casa en colombia no es lo mismo que el de acá.

Creo que lo que me complica de argentina es la falta de variedad y que no se come arroz (salvo que sea frío en una ensalada o en un risotto), podría resumir que lo que hay para comer generalmente es:

  • Pizza
  • Empanada
  • Pastas
  • Carne
  • Pollo
  • Merluza o Salmón
  • Pizza otra vez

La mayoría de restaurantes suelen vender las mismas minutas y no hay nada que lo “agarre a uno fuera de guardia” son menués predecibles con algunas variaciones pero siempre la misma base, por ejemplo la milanesa maryland o la napolitana. Existen restaurantes de las colectividades, se puede comer comida peruana, brasilera, china, mexicana, pero yo me enfoco sobre el tema de la comida argentina.

Entonces, en temas de comida, honestamente creo que en colombia hay muchas más variaciones, combinaciones y platos diferentes a probar que lo hacen más rico todo, pero argentina tiene su fuerte en el asadito y las milangas que realmente no tienen un punto de comparación. ¿Cambiaría la rutina de comidas diarias de colombia por la de argentina? mil veces sí, ¿se consigue algo como el asado argentino en colombia? imposible, tristemente no se puede tener todo lo que se quiere…

Mientras que en Colombia pesaba 64Kg en Buenos Aires llegué a los 92kg

Y es que la cultura del argentino es la de comer pan y mucho dulce. Muchos mencionan “la cultura italiana” a la hora de acompañar con pan casi todo, especialmente la carne del asado y los fideos. También podremos apreciar que prácticamente a todo le ponen dulce de leche, facturas, helado, pudín, entre otras no les falta su clásica versión con “dulce de leche” el cual es comparable (mas no igual) al arequipe.

La nueva alimentación en argentina me llevó a subir de peso de los 64kg a los 92kg, debo aclarar que, tenía un regímen de entrenamiento bastante fuerte en colombia y mi alimentación era muy pobre, con lo cual la subida de peso era esperable, eso me trajo algunos problemas de salud, por suerte hoy día me siento mucho mejor y acudo al gimnasio con cierta regularidad.

Otro de los factores importantes es que en colombia hay comida callejera, pero, callejera de verdad, tipos vendiendo comida debajo de los puentes (pinchos o arepas), para ser más específicos digamos “comida al paso” porque es así, uno compra y se lo va comiendo mientras camina.

Eso de la “comida al paso” no tiene tanta popularidad en buenos aires como en bogotá. En nuestra ciudad cuando ataca el hambre nos comemos una porción de pizza para llevar de un carrito, una empanada o un “maní dulce o salado”, en buenos aires son muy pocos los lugares que existen para eso, la mayoría espera que uno entre, se siente y consuma alimentos.

Creo que eso juega un rol fundamental en mi estilo de alimentación, antes era de picar comida al paso y cenaba muy poco, ahora mis comidas son más sustanciosas en el transcurso del día porque sé que no voy a conseguir algo rápido mientras me dirijo de un lugar a otro (o al menos no tan rápido como estoy acostumbrado). La mayoría de la gente soluciona este problema con los kioscos, comprando alfajores, galletitas, papas fritas de paquete entre otros pero no son el tipo de cosas que está en mis preferencias alimenticias.

El trato entre la gente, amigos, familia

Asadito en la terraza con amigos.
Asadito en la terraza con amigos.

Ojo, todo esto es altamente subjetivo, basado en experiencias previas, a tomar con pinzas porque es una perspectiva, una impresión superficial de lo que he vivido.

Hay códigos diferentes, este tema es muy complejo porque incorpora demasiadas variables a considerar, el desarrollo personal y el tipo de gente con la que se realaciona.

Siento que el hombre argentino está tiene ciertos temas como “más prioritarios” que otros:

  1. Fútbol
  2. Fútbol
  3. Fútbol
  4. Mujeres / porno / sexo (ponerla)
  5. Política, la culpa es del gobierno (A o B)
  6. Joda
  7. Autos

Y dependiendo de la personalidad de cada uno algún punto estará más arriba que otro.

Mientras que el colombiano, o al menos los que conozco van más para el lado de:

  1. Plata
  2. Negocios que me den plata
  3. Cómo salgo de pobre
  4. Cómo consigo el negocio de mi vida
  5. El que tiene plata marranea, si tengo más plata estoy más en lo correcto que usted, pelea de status
  6. La culpa es del gobierno (todo el gobierno, todos corruptos)
  7. Mujeres (tirar)
  8. Trago, Fiestas

El argentino tiene una forma de ser leal o de integrarse con determinadas costumbres, por ejemplo:

  • Comprar facturas/pastel cuando cumple años, cuando se gana un premio o celebra algo, comparte con todos
  • Traer dulces o algo para compartir después de las vacaciones o un viaje de trabajo
  • Compartir mates entre todos
  • Hacer un asadito para celebrar la amistad o por la compra de una casa, un ascenso o algún otro evento.
  • ¡Jugar al truco!

Son formas como, más, ínitmas de compartir.

En colombia por otra parte sería más tipo:

  • Camine le invito una pola (cerveza)
  • Vamos a echar un chico de billar, tejo o whiskería (o como se escriba)
  • Vamos a jugar paintball o a ver la última película de algo

Me da la impresión que el colombiano comparte, pero la experiencia es más individual al momento de compartir, no parece haber tanta integración en la actividad como aquí en la argentina.

Respecto a las familias, en colombia por ejemplo, la mía se reúne en las fechas importantes, se comparte alguna cena y postre, poco se bebe, a cierta hora se va todo el mundo a su casa. A veces determinadas partes del grupo familiar prefieren celebrar alguna fecha solos en un círculo más cerrado.

En argentina es casi obligatorio verlos a todos, compartir con todos, llamarlos a todos, desearles lo bueno a todos, compartir la cena y la bebida. A veces se va en auto, se cena en una casa una parte, se toma el auto nuevamente y se va a otra casa a celebrar y comer más, y así.

Respecto al trato de los clientes en los comercios dejenme decirles que no es que sea peor o que el argentino maltrate al cliente mientras que el colombiano atiende muy amable, son culturas diferentes, el porteño suele ser frio en la atención al público pero no necesariamente grosero, puede que nos parezca chocante al inicio pero la realidad es que culturalmente son así.

En educación, acerca de las universidades públicas

Argentina tiene una ventaja clave, un acceso fácil y gratuito a la educación pública junto con un nivel educativo en universidades nacionales bastante alto como la UBA, la UNC, UTN, entre otras…

En colombia los cupos son limitados, en argentina “no hay límite de cupos” y la mayoría de estudiantes comienza estudiando directamente en las facultades haciendo cursos de preingreso/nivelación y no exámenes obligatorios. Esto le da acceso prácticamente a “cualquiera” para realizar una cursada y obtener un título, en colombia se deben superar etapas de ingreso y para determinadas carreras buenos resultados en dichos exámenes además del ICFES y entrar dentro de la cantidad de cupos disponibles.

Por eso no es secreto que en 2006 hubo un boom de colombianos en argentina que vinieron a estudiar, yo que llegué en el 2009 me sorprendí por la gran cantidad de compatriotas, te los encontrabas en cualquier calle, en cualquier parte.

Si miramos los rankings de https://www.topuniversities.com/university-rankings veremos que las universidades públicas argentinas alcanzan puestos más altos que las públicas de colombia. En último ranking (2020) la UBA (Universidad de Buenos Aires) ocupa el puesto #74 a nivel mundial mientras que la Universidad Nacional de Colombia ocupa el #254.

En una nota de CNN en español pasan la lista completa de las mejores universidades de latinoamérica (públicas):

Las mejores universidades de América Latina en 2020

1. Universidad de Buenos Aires (UBA) – Argentina – (74 en el ranking mundial)
2. Universidad Autónoma de México (UNAM) – México – (103)
3. Universidade de Sao Paulo – Brasil – (116)
4. Pontificia Universidad Católica de Chile – Chile – (127)
5. Tecnológico de Monterrey – México – (158)
6. Universidad de Chile – Chile – (189)
7. Universidad Estadual de Campinas (Unicamp) – Brasil – (214)
8. Universidad de los Andes – Colombia – (234)
9. Universidad Nacional de Colombia – Colombia – (253)
10. Pontificia Universidad Católica Argentina – Argentina – (344)

Ya de entrada se confirma la UBA como la mejor universidad de latinoamérica.

Eso no quiere decir que todas las universidades en argentina ocupan puestos tan altos o son mejores que todas las de colombia, en todo caso el nivel es bastante bueno y los beneficios son esos, seguridad de que hay un cupo disponible y que las carreras de grado (4/5 años o más) son gratuitas.

De las escuelas y educación primaria no tengo información para compartir.

Como me afecta personalmente la situación económica de argentina

dolares en mano
Cómo me afecta la situación económica de argentina a nivel personal | foto tomada de http://varelainforma.com.ar

En estos 10 años “ya estoy curtido”, he visto el declive enconómico de argentina día a día.

La estanflación actual (inflación y estancamiento) que se produce en el país es resultado de muchas decisiones de los gobernantes a cargo. No voy a tomar bandos políticos.

Como en colombia no volví a trabajar no sabría como es el tema hoy día, pero el cómo me afecta la economía general de argentina si lo puedo resumir en:

  • Mientras no estuve bajo convenio gremial perdí cerca del 50% de poder salarial por la inflación y la falta de ajustes (aumentos). Dentro de los sindicatos más poderosos son el camionero y el bancario. Eso se traduce en que, si trabajás para un banco o sos camionero vas a tener buenos sueldos y te lo van a aumentar acorde a la inflación. Un gremio que por ejemplo no favorece casi nada es el de empleados de comercio.
  • Los precios de todo aumentan, sin embargo últimamente estoy bajo convenio gremial y los ajustes permiten que no pierda tanto poder adquisitvo.
    • Vivienda, transporte, salud, entre otros… Por ejemplo estos son los aumentos de mi plan de salud con Swiss Medical en los últimos meses (imaginen si no les suben el sueldo):

20 Sept 2018: +6%
13 Dic 2018: + 9%
19 Feb 2019: + 9%
23 Jul 2019: + 19,27%
21 Oct 2019: + 15 %

  • Si no se cuenta con un buen gremio no te van a subir el sueldo a menos que te quejes mucho, te cambies de trabajo o trabajes para una compañía de afuera que pague en otra moneda que no sean pesos argentinos.
  • Los alquileres son lo más costoso y siempre van para arriba
  • Cocinar en casa es más económico que salir a comer
  • Hay muchísima especulación con lo cual los precios de muchas cosas no reflejan la realidad sino el miedo a perder dinero de la gente.
  • Ganar en dólares es sumamente conveniente
  • Traer dinero de afuera a argentina puede ser un problema según el gobierno al mando, con el Kirchnerismo me ha tocado sufrir los cepos al dólar, los impuestos para traer plata de afuera se suben y conseguir localmente dólares es más difícil, además los dólares te los pesifica el gobierno, es decir, te los convierten automáticamente a pesos argentinos.
  • El dólar suele ser impredecible, pero ha demostrado subir y subir su valor, en Noviembre de 2009 a mi llegada 1 USD = 3 ARS, hoy en 2019 1 USD = 63,07 ARS.
  • Si contratás servicios como netflix, spotify o cualquier cosa como viajes que cuesten dólares con la tarjeta de crédito vas a tener que pagar muchísima plata en pesos argentinos y es peligroso si el dólar está inestable porque puede que siga subiendo o de un “salto” y tengas que pagar incluso todavía más de lo que tenías presupuestado.
  • Ahorrar o invertir dinero es tarea compleja pero obligatoria para no perder tanto, cada día que pasa el peso argentino vale menos, con lo cual nos fuerza a estar enterados de los lugares donde se pueda invertir de forma “segura” y si bien por ahi no ganar, al menos tampoco perder y mantener el valor de lo obtenido.

Asumo que para alguien que está en colombia leyendo estos puntos podrá formarse en su cabeza en qué escenario estamos mejor o no.

En el amor y relaciones, las bogotanas vs las porteñas

Al ser una ciudad tan multicultural tuve la oportunidad de salir con  mujeres de distintas nacionalidades, brasileras, bolivianas, venezolanas, argentinas (porteñas y de provincia).

Este tema es bastante delicado y yo, como cualquier otra persona cometo errores, con lo cual no sirvo para consejos de amor ni de cerca, pero sí puedo ofrecer mi visión sobre las cosas que he podido notar diferentes entre las mujeres de bogotá y las porteñas.

Esto es un listado de lo que “me parece” o “me da la sensación” probablemente no sea comptabile con la realidad de todos.

  • Las mujeres en bogotá no suelen tener sexo en la primera cita, por el contrario la sexualidad se vive de otra forma en buenos aires.
  • Las porteñas suelen tener más iniciativa que las bogotanas, a veces toman la iniciativa
  • En ambas culturas hay gasolineras (interesadas)
  • En ambas culturas hay infieles
  • El extranjero suele tener más enganche con la porteña que el que juega de local, lo mismo para un argentino que va a colombia (la ventaja de lo diferente).
  • Mucha gente se enamora online (me pasó) y viajan entre países por ese motivo, pero ojo, puede ser peligroso, lo mio salió bien, pero puede que haya otros casos donde no.
  • El “chamuyo” o “labia” son necesarios en ambos países, especialmente para los que no tenemos ni pinta ni plata, a mi me toca mover los labios a este ritmo.
  • Las mujeres de la provincia (buenos aires o interior de la argentina) son mucho mejores en muchos aspectos frente a las porteñas, del mismo modo que muchas mujeres de otras ciudades de colombia son mejores que las bogotanas (..guiño..)
  • La mujer de colombian en general suele tener curvas más pronunciadas, por otro lado las argentinas tienen un estilo más estilizado y sobrio, ambas son hermosas a su manera.

Tanto en bogotá como en buenos aires la forma de salir con alguien nuevo suele ser ir a un bailadero o boliche y encarar de frente, sin embargo hoy día muchas personas se manejan con aplicaciones como Tinder, hay muchísimas disponibles en ambos países para tales fines, aunque use estas aplicaciones tienden a dejar relaciones muy superficiales, es preferible y me gusta más asistir a determinados eventos culturales, les puedo recomendar por ejemplo:

  • Reuniones de colectividades (de distintos países, así también experimentan otras culturas)
  • Salidas turísticas con grupos de diferentes ámbitos
  • Reuniones culturales para turistas con temáticas específicas
  • Espacios de esparcimiento a través de actividades grupales

Obviamente deberán elegir lo que se ajuste a sus necesidades, movimientos culturales y turísticos para extranjeros hay muchísimos en buenos aires.

En ninguna de las dos ciudades tuve la oportunidad de salir con alguien que haya conocido en un bar o boliche, siempre fue a través de encuentros fortuitos durante diferentes actividades, incluso cuando conocí a una porteña por internet (estuvimos 3 años después de eso) fue a través de un proyecto de trabajo que tenía en ese momento no por el uso de algún aplicativo específico.

Creo que son generalidades que no aplican para todos los casos, el aprendizaje más importante de toda esta etapa es que la mejor mujer es con la que uno se lleve mejor, lo que si impone un reto son:

  • La nacionalidad
  • El idioma

Si esas dos cosas son diferentes puede implicar un esfuerzo mayor mantener una relación, por la comunicación, los gustos en común y la capacidad de ambos miembros de la relación para adaptarse a las actitudes y gustos culturales individuales del otro.

Comentarios finales

Esta publicación es un punto de vista, bueno, malo, no tengo idea, pero si sé que no refleja la totalidad de las cosas que pienso y también podría llegar a dar malos entendidos, con lo cual les recuerdo, tomen lo bueno y desechen lo malo, ¡no duden en dejarme sus comentarios para que discutamos cada idea!

Por último si alguien me pregunta ¿es mejor bogotá o buenos aires? mi respuesta es: No hay un lugar perfecto en el mundo, cada ciudad tiene sus pros y contras, lo importante es elegir qué es lo que más nos conviene o interesa.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.