Desde hace algunos años las empresas se han estado beneficiando de la subcontratación (tercerización, outsourcing) de empleados para diversos propósitos.

Ésta es tan solo una de las tantas estrategias utilizadas por grandes compañías para el ahorro de tiempo y dinero, pero, que realmente parece no ser tan beneficioso para quienes deben sostener ése tipo de trabajos.

 

 

Somos muchos los que a veces estamos en una búsqueda laboral y aquí les comento porqué no está tan bueno ser tercerizado y sí contratado directamente por una empresa. Si le ofrecen un empleo donde se pague menos, pero se es contratado directo en vez de tercerizado es una mejor opción.
Para trabajar legalmente en Argentina usted debe tramitar la Residencia Temporaria y el CUIL

Las ventajas son para la compañía, éste modelo de contratación al parecer no trae nada bueno para quien lo ejerce, quiero compartir con ustedes mi opinión y experiencia en el tema.

En los últimos 3 años estuve  trabajando en relación directa con una empresa de tecnología, la cual me “ofreció”  en un punto a proveer mis servicios a un cliente exclusivamente (on-site).

El cambio no fue del todo positivo, venía con un equipo, ritmo de trabajo y una curva de aprendizaje con dicha empresa, por lo cual, cambiar mis responsabilidades de un día para el otro así como el equipo y lugar de trabajo fue bastante complicado.

Una vez comencé mis nuevas funciones en dicho cliente, pude comenzar a notar que mi curva de aprendizaje decrecía (lo cual no necesariamente pasa en todos los trabajos), también pude observar que las funciones a cumplir y los proyectos en muchos casos me eran ajenos por mi posición de subcontratación.

Fue un cambio bastante estresante en algunos aspectos, especialmente el no contar con un equipo de profesionales de mi misma área con más expertise o seniority de quienes poder aprender.

No solo con mi experiencia, tuve la oportunidad de conocer a otros empleados en la misma situación y noté a través de sus experiencias algunas de las desventajas:

– En muchos casos no hay posibilidades de mejora salarial (Las empresas suelen enviar al trabajador a la consultora y la consultora a las empresas para desligar responsabilidades).

– Se pierden los beneficios de la contratación directa y tampoco poseo los beneficios del cliente

– En ciertos trabajos decrece la curva de aprendizaje

– Estancamiento en la carrera profesional

– No hay interés de inversión en la carrera profesional del tercerizado (se presta un servicio fácilmente reemplazable)

– El empleado no se siente parte de la compañía y al estar ausente éste sentido de pertenencia tiende a ser ocioso, perder la visión y el ánimo de trabajo.

No todo es agua sucia

No todo es malo en los trabajos tercerizados, también de allí se desprenden oportunidades de contratación directa. Digamos que, también dependerá mucho del perfil de la persona para ser considerado en un puesto fijo de planta, dependencia directa o acceder a diferentes beneficios igual que los otros trabajadores.

Al menos, personalmente, considero que dentro de lo posible usted debe intentar conseguir un empleo en relación de dependencia directa con la empresa, si ésto no es posible, trabaje fuertemente todo un año y espere ver resultados.

Si quiere conseguir un empleo le recomiendo leer Cómo conseguir trabajo en Argentina y registrarse en los sitios recomendados para conseguir empleo.

Superado el año de contratación sugiera al Jefe o Gerente su posibilidad de incorporarse a la empresa o acceder a algún curso para capacitarse, si no obtiene ninguna oferta favorable, considere regresar al mercado laboral en busca de otras oportunidades.

 

Me gusta todo lo que tiene que ver con Estudios, Trabajo o Vida en la Argentina para extranjeros.

Si tienes preguntas encontrame en el foro o Sígueme en Facebook y Twitter